Translate

lunes, 29 de diciembre de 2014

Patrón para unos mitones de crochet

La noche de los Reyes Magos se aproxima y... ¿todavía te falta un regalo que comprar? ¿No sabes qué elegir? ¿El presupuesto ha encogido "misteriosamente"?

No te preocupes. Si te gusta tejer, la solución la tienes en tus propias manos y en algún que otro resto de lana que tengas por ahí.

Hacer estos mitones te llevará unas tres horas y te ahorrará tiempo de espera en las tiendas.



Los materiales necesarios son lana y aguja del número tres del color predominante (con cincuenta gramos os sobrará) y algunas hebras de diferentes colores.

El patrón es el siguiente:
1. Cuarenta puntos de cadeneta.
2-10. Teje todas las vueltas en punto bajo. Cambia de color.
11. Toda la vuelta en punto bajo. Cambia de color.
12. Toda la vuelta en punto bajo. Cambia de color
13.  Dos medias varetas en el mismo punto  cada dos puntos. Cambia de color.
14. Punto piña de medias varetas en cada hueco formado en la vuelta anterior. Cambia de color.
15. Dos medias varetas en el mismo punto  cada dos puntos. Cambia de color.
16. Toda la vuelta en punto bajo en el mismo  color que la vuelta 12. Cambia de color.
17. Toda la vuelta en punto bajo en el mismo color que la vuelta 13. Cambia de color.
18-19. Dos vueltas en punto bajo en el mismo color que el inicio de la labor.

Para el punto elástico:
1. Ocho puntos de cadeneta.
2-24. Teje toda la vuelta con medias varetas pero enlazando el punto por detrás. La primera media vareta se forma con dos puntos de cadeneta.

El número de vueltas de la parte del elástico puede variar un poco en función de lo apretado que hagas el punto. Haz otras tres tiras de punto elástico. En la parte de los dedos puedes añadir uno o dos puntos más.

Cuando tengas todas las piezas, cóselas: primero las partes de punto elástico; por último, dobla el tejido y cose a todo lo largo, dejando la parte del dibujo de color libre para poder introducir los dedos.

Saludos y ¡feliz crochet!

jueves, 18 de diciembre de 2014

Chal de terciopelo tejido en crochet

El terciopelo es un tejido muy agradable y queda de maravilla para un look de fiesta, pero también con un atuendo más informal.

Me gustan especialmente los grandes chales de terciopelo, que permitan envolverte. Si a vosotras también os gustan, os propongo este chal, muy fácil de tejer. Mide 45x160 centímetros y resulta muy cálido. Para tejerlo son necesarios tres ovillos y una aguja del número siete, pero yo utilicé una del número 10, así el punto queda muy suelto y flexible.



Se inicia el trabajo con treinta puntos de cadeneta y se teje en punto bajo pero enlazando la hebra solo por delante, hasta alcanzar el largo deseado (en mi caso, 160 centímetros). Esta parte se llevará dos ovillos y medio. El siguiente paso es tejer una vuelta en punto deslizado alrededor de todo el chal. Para finalizar, añade unos flecos y ya tienes un chal que causará sensación. ¿Os animáis a tejer un igual?

Saludos y ¡feliz crochet!






lunes, 15 de diciembre de 2014

Un móvil para la cuna de ganchillo con mariposas

Hay muchos trabajos placenteros de crochet, pero creo que los más agradecidos son los hechos para un bebé. Debe ser por la ternura que inspiran, porque son pequeñitos, por los colores... porque solo te traen a la memoria momentos bonitos.

Por eso hoy os traigo una nueva labor para bebé: un móvil para la cuna (el anterior gustó mucho a los papás y abuelos). Esta vez se compone de mariposas, corazones, círculos y bolitas.




Detalle del móvil



Para hacer un móvil como este los materiales necesarios son:

-Hilo del número 3. La combinación de colores es a vuestro gusto.
-Aguja del número 3.
-Guata.
-Un aro de plástico.
- Marcador de vueltas.
-Aguja.
-Tijeras.

Mariposas

Las mariposas las hice siguiendo el patrón de Lanas y ovillos (de nuevo gracias por permitirme compartir vuestro patrón).



Cuando hayáis tejido la mariposa, dobladla por la mitad, siempre con la parte grande hacia arriba para que formen las alas.

Hacer 20 o 25 cadenetas (depende de lo apretado que lo queráis) para pasarlas alrededor del cuerpo. Unirlas en la cadeneta 5 y hacer otras 5. Cortar el hilo, dejando un trocito como antena.
Yo recomiendo coser las puntas de las alas para que no se abran.

Corazones

Están tejidos en puntos altos o varetas. Para cada corazón tejí dos partes, las cosí y las rellené con guata. El patrón que seguí se puede encontrar en Pinterest.



Bolitas

Para las bolitas bicolor, lo mejor es cambiar el color de forma irregular, como vaya surgiendo la inspiración mientras se teje. Si las tejes en dos tamaños, el móvil queda más divertido.

Bolita pequeña
1. Anillo mágico con seis puntos bajos.
2. Un aumento en cada punto de la vuelta anterior.
3. Un aumento, un punto bajo.
4-6. Un punto bajo en todos los puntos de la vuelta anterior. Rellenar con guata.
7. Una disminución, un punto bajo.
8. Una disminución en cada punto. Cerrar.


Bolita grande
1. Anillo mágico con seis puntos bajos.
2. Un aumento en cada punto de la vuelta anterior.
3. Un aumento, un punto bajo.
4. Un aumento, dos puntos bajos.
5-7. Un punto bajo en todos los puntos de la vuelta anterior.
8. Una disminución, dos puntos bajos. Rellenar con guata.
9. Una disminución, un punto bajo.
10. Una disminución en todos los puntos. Cerrar.

Círculos

Cada círculo está formado por dos partes, cosidas y rellenadas con un poquito de guata. Cada uno se hace de la siguiente manera:

1. Anillo mágico con seis puntos bajos. Cambia de color.
2. Un aumento en cada punto de la vuelta anterior. Cambia de color.
3. Un aumento, un punto bajo. Cambia de color.
4. Un aumento, dos puntos bajos. Cambia de color.
5. Un aumento, tres puntos bajos.


Una vez que tengáis todos los elementos hechos, combinadlos a vuestro gusto y a diferentes alturas mediante hilos, como se ve en las fotos, en el aro de plástico.

Tejed cuatro tiras de 50 cadenetas cada una (se pueden añadir o quitar en función del largo deseado) y repartidlas en el aro de plástico de forma equilibrada. Se unen en el extremo y se teje un pequeño aro para que sea más fácil colgar el móvil.

Ahora viene la parte más delicada, que es forrar el aro con puntos bajos en el color elegido. Pueden liarse un poco los elementos del móvil, pero con paciencia se consigue. Otra opción es forrar primero el aro y luego coser las tiras y los hilos con los muñequitos.


¿Os ha servido de inspiración? Espero vuestras respuestas.
Saludos y ¡feliz crochet!

jueves, 11 de diciembre de 2014

Roseta fácil de ganchillo

Si todavía no habéis hecho una roseta de ganchillo, ahora es el momento de tejer una. Algunas pueden ser muy laboriosas, pero otras son bastante sencillas, como esta. Dependiendo de grosor del hilo, será más grande o más pequeña. Como yo he utilizado un hilo muy fino, es bastante pequeñita (8 centímetros de diámetro), pero sirve como posavasos, como adorno para bolsos o alguna prenda de vestir, como base para una chal,... o para cualquier cosa que se te pase por la imaginación.

También puedes hacerla de un solo color, o cambiarlo en cada vuelta.



Para terminar, acaba la roseta con un punto deslizado en cada punto de la vuelta anterior.
¿Qué os parece? ¿Os animáis?  Me encantará conocer vuestra opinión.

Saludos y ¡feliz crochet!

lunes, 8 de diciembre de 2014

Coronas navideñas y laneras

Si todavía no tienéis vuestra corona para Navidad, aquí os dejo con cinco ideas para inspiraros.

Kate de Greedy for Colour, una tejedora australiana, nos propone una corona hecha a base de bolitas. La combinación de colores es esencial para un resultado óptimo. Es un trabajo que publicó hace unos años, pero sigue estando de actualidad. Y es que lo bien hecho seguirá siendo bonito por muchos años que pasen. El tutorial, en inglés, explica como tejer bolas de diferentes tamaños, pero lo más interesante es ver la combinación de hace para crear esta maravillosa corona. Para que la forma sea perfecta, se puede utlizar una circunferencia de porexpan y pegar las bolas encima.



Gabriela Sarrías combina los tradicionales rojo y verde oscuro en esta divertida corona que gustará a los pequeños de la casa con el pequeño reno y decorada con botones y cintas. (NOTA ENERO 2016: el blog de donde procede la fotografía ha sido eliminado).



La corona de Mis lanitas a base de pompones y copos de nieve me parece preciosa. No desentonará nada en un casa de aire contemporáneo. Lola Sanz, de Fiestasconlola, también ha creado una corona con pompones sobre una base de ramas.







En Bauldesastre tenemos esta minicorona, para colocar en los pomos de la puerta, con estrella incluida. La explicación es muy clara, facilitándonos muchísimo el trabajo.



Por último, una corona a base de ovillos y copos de nieve. Podéis verla en Losabalorios. Esta idea me parece sensacional. Seguro que a vuestros vecinos e invitados les encantará.







Saludos y ¡feliz crochet!

jueves, 4 de diciembre de 2014

Patrón para una alfombra de trapillo en azul marino

A veces me preguntan cuánto tiempo tardo en tejer una alfombra. Muchas amigas, y amigos, piensan que es un trabajo de semanas y se sorprenden al decirles que tardo unas 8 horas si me dedico de pleno a la labor, o un par de días si me lo tomo con tranquilidad.

Claro que todo depende del tamaño de la alfombra. Una alfombra como las que os presento hoy de un metro de diámetro se tarda una jornada en tejerla. Es tremendamente fácil si ya has trabajado con trapillo. Si no, se tarda un pelín más, pero muy poco.

Bueno, voy a ser sincera, las alfombras las hago sin un patrón, así que algunas veces empleo más tiempo del que pensaba en tejerla, porque tengo que deshacer parte del trabajo y rectificar errores.

Para que a vosotras y vosotros no os ocurra los mismo y tengáis vuestra alfombra en un abrir y cerrar de ojos, os dejo con este patrón que fui creando sobre la marcha.



Materiales:
-Tres ovillos de trapillo de 800 gramos. Para esta alfombra es mejor un trapillo fino. Si el vuestro es grueso, se puede cortar por la mitad. Es un poco engorroso, pero merece la pena.
- Aguja del número 10 o 12. Yo usé la del número 12.
-Marcador de vueltas.

Para el "bordado":
-Restos de trapillo que combinen con el azul marino o un ovillo pequeño. Yo usé restos que tenía por ahí y que no servían para hacer un trabajo más grande.




Comenzamos
Todas las vueltas están tejidas con puntos altos o varetas, salvo el calado y el "bordado". Y como siempre, aconsejo ir comprobando el trabajo vuelta a vuelta. Dependiendo de lo apretado que hagamos el punto, de la flexibilidad y grosor del trapillo, la labor puede necesitar alguna modificación en el número de puntos.

1. Anillo mágico con doce puntos.
2. Un aumento en cada punto de la vuelta anterior.
3. Un aumento, un punto de cadeneta. Salta un punto y enlaza en el siguiente.
4. Un aumento en cada punto de la vuelta anterior.
5. Seis puntos de cadeneta enlazados cada tres puntos de la vuelta anterior.
6. Cuatro puntos de cadeneta enlazados en el centro del bucle de la vuelta anterior.
7-8. Un punto alto en cada punto de la vuelta anterior.
9. Seis puntos de cadeneta enlazados cada tres puntos de la vuelta anterior.
10. Tres puntos de cadeneta enlazados en el centro del bucle de la vuelta anterior.
11. Un aumento cada 15 puntos.
12. Un punto alto en cada punto de la vuelta anterior.
13. Seis puntos de cadeneta enlazados cada tres puntos de la vuelta anterior.
14. Cuatro puntos de cadeneta enlazados en el centro del bucle de la vuelta anterior.
15-16. Un punto alto en cada punto de la vuelta anterior.
17. Seis puntos de cadeneta enlazados cada tres puntos de la vuelta anterior.
18. Haremos la puntilla alternando en cada bucle de la vuelta anterior siete puntos altos dobles con un punto deslizado.

El bordado se teje mediante puntos deslizados cada cuatro vueltas, salvo el centro, cada dos.

Saludos y ¡feliz crochet!

lunes, 1 de diciembre de 2014

Gorrito de bebé

Este gorrito de lana para un bebé recién nacido se teje en un abrir y cerrar de ojos. Casi da más trabajo hacer los pequeños pompones.

Los materiales necesarios son lana de dos colores  (con unos 50 gramos bastará) y una aguja del número 3, además de tijeras, claro.



Comenzamos
1. Hacer un anillo mágico de 12 varetas o puntos altos.
2. Un aumento en todos los puntos de la vuelta anterior.
3. Una vareta, un aumento.
4. Dos varetas, un aumento.
5. Tres varetas, un aumento.
 6-11. Una vareta en todos los puntos de la vuelta anterior. Cambia de color.
12-13. Una vareta en todos los puntos de la vuelta anterior.

Para las orejeras:
Dobla el gorro dejando la costura en un extremo. Cuenta 14 varetas y engancha el hilo.
1. 14 varetas.
2. Una disminución, 12 varetas, una disminución.
3. Una disminución, 10 varetas, una disminución.
4. Una disminución, 8 varetas, una disminución.
5. Una disminución, 6 varetas, una disminución.
6. Una disminución, 4 varetas, una disminución.
7. Una disminución, 2 varetas, una disminución.

Repite los mismos pasos en el lado contrario.

Teje una vuelta en punto bajo alrededor de todo el gordito.

Cose los pompones. En el siguiente enlace puedes ver cómo hacerlos: pompones.

Espero que os inspire.

Saludos y ¡feliz crochet!

jueves, 27 de noviembre de 2014

Bolso de mano azul y plata

Esta semana va de bolsos. Si el lunes os presenté un monedero en color amarillo con boquilla, hoy comparto un bolso de mano, pequeñito (20 x 12) y fácil de hacer en color azul con toques de color plata.
Es muy coqueto y dará mucho juego en las fechas que se aproximan de fiestas y reuniones familiares y de trabajo.

Materiales necesarios
Un ovillo de hilo fino azul y plata.
Clip magnético para el cierre.
Tijeras
Tela para el forro, cremallera e hilo de coser (opcionales).

Dificultad: apto para principiantes inquietos.



A tejer
1. Cincuenta puntos de cadeneta.
2-60. Tejer en punto bajo.
Cuando hayáis terminado esta parte, dobláis el tejido de forma perpendicular a la labor, así el dibujo queda vertical, como podéis apreciar en la fotografía. Coséis y los laterales y tejéis alrededor cuatro vueltas en punto bajo.
Para la solapa, tejéis en la mitad cinco vueltas de punto abanico.
La pulsera se teje con dos vueltas en punto bajo en función de vuestra comodidad, con unos cincuenta puntos de cadeneta será suficiente, pero se pueden hacer más o menos. Y se cose en el interior del bolso.



El cierre  es un clip magnético de los que venden en las mercerías.
No son imprescindibles el forro y la cremallera, pero sí muy aconsejable. Al ser un punto tan tupido, no se saldrá nada del bolso; sin embargo, el forro aporta un plus de calidad al bolso, y la cremallera, mayor seguridad.

Saludos y ¡feliz crochet!

lunes, 24 de noviembre de 2014

Un regalo de crochet: monedero amarillo

El color amarillo suele ser difícil. A mí, por ejemplo, me queda fatal. Sin embargo, me gusta un montón. Tiene mucha energía, es festivo, brillante, en definitiva, posee vitalidad. Por eso, aunque no tenga prendas de vestir amarillas, sí que me gusta tener algún pequeño complemento para la casa, como unos posavasos, o algo más personal, como el monedero que hoy os presento.

Compré el ovillo sin tener una idea clara de lo que iba a tejer, y al final me decidí por un monedero para regalar esta Navidad a una amiga muy querida. Como veis, tiene pequeños hilos de plata, aportando un extra de brillo.

El hilo es muy fino, para una aguja del 1,5, así que no puedo decir que sea rápido de tejer, todo en punto bajo, pero el resultado merece la pena.

Los materiales necesarios necesarios son: hilo, tela para el forro, boquilla de 12 centímetros y cuentas de cristal, marcador de vueltas y tijeras.




Patrón
1. Anillo mágico de seis puntos.
2. Un aumento en todos los puntos de la vuelta anterior.
3. Un aumento, un punto.
4. Un aumento, dos puntos.
5. Un aumento, tres puntos.
6. Un aumento, cuatro puntos.
7. Un aumento, cinco puntos.
8. Un aumento, seis puntos.
9. Un aumento, siete puntos.
10. Un aumento, ocho puntos.
11. Un aumento, nueve puntos.
12. Un aumento, diez puntos.
13. Un aumento, once puntos.
14. Un aumento, doce puntos.
15. Un aumento, trece puntos.
16-19. Un punto bajo en cada punto de la vuelta anterior, pero tomando solo la hebra de atrás.
20-21. Punto piña en toda la vuelta.
22-27. Un punto bajo en cada punto de la vuelta anterior, pero tomando solo la hebra de atrás.
28-29. Punto piña en toda la vuelta.
30-35. Un punto bajo en cada punto de la vuelta anterior, pero tomando solo la hebra de atrás.
36-37. Punto piña en toda la vuelta.
38-44. Un punto bajo en cada punto de la vuelta anterior, pero tomando solo la hebra de atrás.

Finalizada esta parte, hay que coser el forro y luego la boquilla. Como adorno, se pueden añadir cuentas de cristal, como se ve en la fotografía, o cualquier otro dependiendo del gusto personal.

Espero que os haya gustado este monedero.

Un saludo y¡feliz crochet!

jueves, 20 de noviembre de 2014

Una bufanda sin fin en punto jazmín

El punto jazmín es muy bonito y se puede tejer todo tipo de cosas, como esta bufanda sin fin.  Si no tenéis mucha práctica con este punto, en el siguiente enlace podéis ver cómo se hace: punto jazmín.



En el enlace el trabajo es lineal, pero se puede emplear sin dificultad para tejer una bufanda sin fin. La dinámica es igual y con un marcador de vueltas el trabajo es más sencillo.

Materiales:
-Dos ovillos de 100 gramos del color de vuestra elección del número 3.
-Aguja del número 5. Con una aguja más gruesa que la lana el punto queda más esponjoso.
-Marcador de vueltas.

Comenzamos
Monta 200 cadenetas y únelas con un punto deslizado. La primera vuelta se teje en punto bajo. Aquí es esencial que el trabajo no se tuerza.
En la segunda vuelta empezáis a tejer en punto jazmín hasta completar 36 vueltas.
Termina el trabajo con un vuelta en punto bajo y otra con punto deslizado.



Este punto queda maravilloso con una lana más gruesa, y si es jaspeada, mejor que mejor.



Saludos y ¡feliz crochet!


lunes, 17 de noviembre de 2014

Patrón para una estrella

He probado varios patrones para tejer una estrella para el árbol de Navidad y esta es la que más me gusta.

Personalmente, prefiero que las estrellas no sean muy tupidas, así lucen mejor. Además tienen otra ventaja, puedes usar un hilo más grueso y los ojos sufren un poquito menos.

Para tejer una como esta se necesita hilo y aguja del número 1,5. El color dependerá del gusto personal. Yo he optado por el tradicional rojo navideño, aunque blancas y doradas también son muy bonitas.




Espero que con la siguiente explciación y la fotografía os resulten útiles.
Comenzas a tejer:
1. Seis cadenetas cerradas con un punto deslizado.
2. 24 varetas alrededor del círculo formado con las seis cadenetas.
2. En el mismo punto: dos varetas (la primera vareta se forma con tres cadenetas), tres cadenetas, dos varetas. Ahota haz siete  cadenetas y engánchalas dejando un hueco de tres puntos. Repite hasta el final de la vuelta. Cierra con un punto deslizado.
3. Dos varetas, tres cadenetas, dos varetas, en cada hueco de tres cadenetas de la vuelta anterior. Siete cadenetas. Repite en cada hueco de tres cadenetas hasta el final de la vuelta. Cierra con un punto deslizado.
4. Dos varetas, tres cadenetas, dos varetas, en cada hueco de tres cadenetas de la vuelta anterior. Cuatro cadenetas y une mediante un punto bajo las dos vueltas anteriores y haz otras cuatro cadenetas. Repite hasta el final de la vuelta y cierra con un punto deslizado.

Para colgar la estrella en el árbol puedes añadir un pequeño lazo, un poco de hilo o hacer quince cadenetas unidas mediante un punto deslizado en uno de los picos de la estrella.

Es importante endurecer la estrella. Puede hacerse con un poco de agua y azúcar o con maicena. Una vez que la has mojado, se separa mediante alfileres para mantener la forma.

Espero que disfrutéis tejiendo esta estrella, y como siempre...
...saludos y ¡feliz crochet navideño!



jueves, 13 de noviembre de 2014

Ideas para una manta de sofá multicolor

Cuando tejí la primera manta para el sofá me prometí que no volvería a hacer otra. A pesar de   no ser tan grande como una manta para la cama, es mucho trabajo. Horas  y horas tejiendo hasta preguntarme "¿por qué no se me habrá ocurrido tejer otra cosa más sencilla?"

Pero pronto se olvida, sobre todo cuando la disfrutas en las noches de invierno. Así que después de una manta a base de granny squares, vino una gris para el dormitorio, otra de algodón (en la etiqueta "manta" podéis verlas) y ahora, una multicolor y "multipunto".

La manta mide 90 por 140 centímetros (comencé con 268 cadenetas). He utilizado tantos puntos que ya ni me acuerdo de todos: punto piña, puntos altos, abanico, jazmín, piña de medio punto, cruzados...

El material empleado: dos ovillos de lana verde oscuro, dos verde claro, uno naranja, uno beige anaranjado muy suave y uno celeste. Todos de 100 gramos (os sobrará algo). Aguja del número 3

Es difícil explicar el patrón, porque iba improvisando sobre la marcha. Hacía un par de vueltas, miraba el trabajo y cambiaba el punto. Pero hay un par de consejos importantes si queréis tejer una manta "multipunto":

-cada punto tiene un elasticidad diferente, así que debéis controlar el número de puntos en cada vuelta, siempre debe ser el mismo; para no liarme utilizaba un marcador cada 50 puntos, de este modo es mucho más fácil contarlos.

-utiliza dos tonos del mismo color, otro neutro y uno o dos de contraste, estos últimos no deben ser los colores dominantes. La labor resulta  así más armoniosa.

El último consejo es mi gusto personal, por supuesto este trabajo admite los colores que más os gusten; sin embargo, el primero sí es importante seguirlo. En caso contrario, los bordes pueden quedar fatal. A mí me pasó y tuve que deshacer casi todo y volver a empezar.

Para terminar, una pequeña puntilla le dará más vida y disimulará pequeñas imperfecciones.






Detalle de los puntos utilizados.




Me encantará conocer vuestra opinión sobre esta mantita de sofá.

Saludos y ¡feliz crochet!

lunes, 10 de noviembre de 2014

Elige tu árbol de Navidad

¿Buscas un árbol de Navidad original? ¿Crees que no tienes suficiente espacio para uno? Si estás buscando inspiración, pero no todavía no te has decidido, te dejo con cinco propuestas de árboles de crochet o ganchillo que pueden ayudarte. ¿Cuál es te gusta más?

Para la escasez de espacio este árbol de Navidad puede ser muy útil. Se trata de un tapete de lo más original que adornará tu mesa de manera especial. Lo encontramos en beautifulknit . El patrón es gratuito. Está en inglés pero creo que podemos intentarlo.



Si no tienes tiempo de tejer pero sí algunos tapetes de la abuela guardados en un rincón, esta idea te encantará. Es muy original, y además damos nueva vida a lo tradicional.  Viene de la mano de Ana Rosa en Tumblr.



El siguiente  árbol de Navidad tiene doble función: puedes colgarlo en un árbol tradicional o usarlo como adorno en pomos de puertas, ventanas...  El tutorial también es en inglés, aunque creo que las fotos son muy claras. Lo encontramos en homemademyplace.



Para un detalle en tu mesa. Unos arbolitos blancos que he encontrado en una
página eslovaca. No tiene patrón, pero con algo de práctica se puede tejer para Navidad.





Y si lo tuyo es el trapillo, este árbol hará tus delicias crocheteras. Lo encontramos en softiesextremo.



Que tengáis un feliz y crochetera Navidad.

jueves, 6 de noviembre de 2014

Un sonajero de crochet para que el bebé haga ejercicio

Cuando decidí tejer un sonajero, pensé que iba a ser facilísimo. Vi un patrón precioso con un osito muy tierno, pero mi fallo fue confiar en que algo tan pequeño iba a ser pan comido... y no lo fue. Mi elección de colores no era la adecuada, las orejitas no me quedaban bien, los ojos producían un efecto raro..., en fin, demasiadas cosas que no me gustaban.

Pero la idea de hacer un sonajero no la abandoné y cambié el osito por unas simpáticas pesas. Como veis, las líneas tienen una forma irregular y mezclé los colores al azar, pero también se puede tejer de un solo color.






Si queréis tejer uno igual, necesitaréis los siguientes materiales:

-Hilo de diferentes colores del número 3.
-Aguja del número 2, así queda el punto más apretado.
-Guata para el relleno.
-Un tubo pequeñito de plástico con tapadera (sirve el que viene con los huevos Kinder).
-Cuentas de cristal o cascabeles pequeñitos.
-Tijeras.

 Las bolas de los extremos las he tejido siguiendo las instrucciones de Mis pequicosas  para obtener una esfera ideal con puntos bajos.

Vuelta 1 : Montar 6 pb en anillo mágico (6)
Vuelta 2: [aum] x6 (12)
Vuelta 3: [1 pb, aum] x6 (18)
Vuelta 4: 1 pb, aum, 2 pb, aum, 3 pb, aum, 2 pb, aum, 3 pb, aum, 2 pb (23)
Vuelta 5: 2 pb, aum, 3 pb, aum, 4 pb, aum, 3 pb, aum, 4 pb, aum, 2pb (28)
Vuelta 6: 1 pb, aum, 4 pb, aum, 5 pb, aum, 4 pb, aum, 5 pb, aum, 4pb (33)
Vuelta 7: 3 pb, aum, 7 pb, aum, 7 pb, aum, 7 pb, aum, 5 pb (37)
Vuelta 8: 7 pb, aum, 8 pb, aum, 8 pb, aum, 8 pb, aum, 2 pb (41)
Vuelta 9: 15 pb, aum, 20 pb, aum, 4 pb, (43)
Vuelta 10: 10 pb, aum, 14 pb, aum, 13 pb, aum, 3 pb (46)
Vuelta 11: 25 pb, aum, 20 pb (47)
Vuelta 12: 10 pb, aum, 36 pb (48)
Vuelta 13: 1 pb en cada pb (48)
Vuelta 14: 36 pb, dis, 10 pb (47)
Vuelta 15: 20 pb, dis, 25 pb (46)
Vuelta 16: 3 pb, dis, 13 pb, dis, 14 pb, dis, 10 pb (43)
Vuelta 17: 4 pb, dis, 20 pb, dis, 15 pb (41)
Vuelta 18: 2 pb, dis, 8 pb, dis, 8 pb, dis, 8 pb, dis, 7 pb (37)
Vuelta 19: 5 pb, dis, 7 pb, dis, 7 pb, dis, 7 pb, dis, 3 pb (33)
Vuelta 20: 4 pb, dis, 5 pb, dis, 4 pb, dis, 5 pb, dis, 4 pb, dis, 1 pb (28)
Vuelta 21: 2 pb, dis, 4 pb, dis, 3 pb, dis, 4 pb, dis, 3 pb, dis, 2 pb (23)

Cuando tengas una bola, introduce las cuentas de cristal o cascabeles en el tubo. Rellenadla con algo de guata. Poned el tubo en el interior y más guata. Ahora sigue tejiendo sin ningún aumento 18 vueltas. Rellenadlo con guata. Dejad un hilo largo para coser la otra bola.

En la segunda bola no es imprescindible introducir otro tubo con cascabeles, pero sí es recomendable. Yo no lo hice y hay una ligera diferencia en la forma. Unidla mediante puntos bajos y ya tenéis vuestro sonajero-mancuerna para bebé.

También está la opción de tejer el sonajero de una sola pieza. Para ello, seguid tejiendo desde el mango, invirtiendo el número de las vueltas, es decir, comienza en la vuelta 21 y a partir de la vuelta 10 cambia los aumentos por disminuciones, teniendo siempre en cuenta que tenéis que rellenar con guata conforme vaya avanzando el trabajo.

Saludos y ¡feliz crochet!


jueves, 30 de octubre de 2014

Patrón y videotutorial para una diadema de crochet estilo retro

Siempre me han fascinado los estilismos de las mujeres en los años 50, especialmente cuando incluían turbantes, ¿qué me decís de esa imagen de Lana Turner con turbante blanco en El cartero siempre llama dos veces?

 En la actualidad, es poco frecuente verlos por la calle (en la pasarela, algo más); sin embargo, tenemos otras opciones parecidas muy prácticas: las diademas. En verano para apartar el pelo de la cara; y en invierno, para proteger las orejas del frío.

Y esa es la opción de hoy: una diadema para que las orejas no sufran cuando el termómetro baja.

Sí, ya sé que todavía faltan semanas para la llegada del invierno, pero cuando llegue quiero estar preparada... para que el frío no me pille desprevenida.



Si quieres hacer una igual necesitarás un ovillo de lana de 100 gramos (te sobrará),  una aguja del número 3, tijeras y marcador de vueltas.


El punto utilizado es punto cesto. Se suele usar, como su nombre indica, para cestas y bolsos, pero también queda bien en otros trabajos.

Comenzamos:

1. Monta 115 cadenetas y une los dos extremos. Es importante que quede algo grande para añadirle luego el adorno central. El número de cadenetas puede variar en función de la talla.

2. Teje dos vueltas en punto bajo. Pon mucho cuidado para que el tejido no gire sobre sí mismo, ¡arruinaría el trabajo!

3. A partir de la tercera vuelta, teje en punto cesto hasta alcanzar un alto de ocho centímetros.

Es importante ir escondiendo los cabos de la lana en la labor.

Para el adorno

1. Monta 15 cadenetas y une los dos extremos alrededor de la diadema.

2. Dos vueltas en punto bajo.

3. Teje en punto cesto hasta lograr un ancho de tres centímetros.

Ya tenéis vuestra diadema. Si queréis utilizar una lana más gruesa, tendréis que reducir en número inicial de cadenetas.


 También podéis seguir las explicaciones en el siguiente pinchando en el siguiente enlace:  videotutorial diadema de crochet.




Espero que os haya servido de ayuda.


Saludos y ¡feliz crochet!

martes, 28 de octubre de 2014

Mi selección personal de tejedores famosos

La red está repleta de fotos de famosos tejiendo. Viendo esas imágenes una se pregunta si son solo pose o si realmente han intendado alguna vez  tejer. He oído comentarios de todo tipo: que si hay mofa, que son divertidas, reales, tiernas, simpáticas... que solo se emplean con fines comerciales, pero en lo que sí parece coincidir la mayoría es en el resurgimiento de una labor tan gratificante como es tejer, a dos agujas o a ganchillo. Bueno, ya no podemos hablar de resurgimiento, si no de afianzamiento: cada vez somos más tejedoras y tejedores.

Yo no me voy a pronunciar sobre el efecto negativo o positivo de estas fotos. Simplemente recojo unas instantáneas de tejedores "inesperados" y vosotros decidís si os gustan o no. Lo insólito de estas fotografías que se trata de "tipos duros", la mayoría para promocionar sus películas o series de televisión.

Como nota curiosa, todos tejen con dos agujas, no con crochet o ganchillo, ¿quizás porque resulta más vistoso?


Kieffer Sutherland



Promocionando su serie 24


Russell Crowe
Me da que es la primer avez que agarra unas agujas



No me atrevo a poner nombre al protagonista de la foto, porque en la página donde la he encontrado hay mucha sátira e imágenes humorísticas y tampoco aclaran quién es el personaje, aunque el atuendo es de los Kiss.



En Pinterest encontramos esta estupenda foto de Kurt  Cobain iniciando un trabajo.




También en Pinterest tenemos a Christopher Walken muy apañadico y doméstico.

Fotografía con mensaje reivindicativo

Tejer como un toque de humor por lo chocante. ¿Creéis que sigue ocurriendo? ¿Qué os parecen estas fotografías? ¿Tenéis alguna foto insólita sobre el arte de tejer? 

Saludos y ¡feliz crochet!

jueves, 23 de octubre de 2014

Un monedero de fiesta de ganchillo azul turquesa

Los monederos y los bolsos de fiesta suelen ser pequeños y el que os muestro hoy no es una excepción. Es tan grande como la palma de mi mano, pero tiene la ventaja de que puedes usarlo como monedero dentro de un bolso más grande o llevarlo como mini bolso.

El color puede que no sea muy otoñal, pero ¿por qué no darle un toque de color a los días que cada vez son más cortos?, ¿por qué no alegrar un look con un color llamativo?




Para tejerlo necesitarás los siguientes materiales:

 -Una boquilla ovalada de 12 centímetros  perforada,
-hilo azul turquesa del número 3,
-aguja del mismo número,
-tela para el forro,
-cuentas de cristal de diferentes tamaños para el asa (opcional),
-marcador de vueltas,
-tijeras,
-aguja de coser.


Para comenzar, monté cinco puntos de cadeneta y tejí la base de forma ovalada, es decir, aumentando el tejido solo en los extremos. Aquí tengo que admitir que los aumentos los hice de manera intuitiva, comprobando a cada vuelta que la base iba tomando la forma correcta y el tamaño adecuado a la boquilla. De manera general, hice un aumento cada dos puntos bajos en cada extremo, así hasta alcanzar trece vueltas.

Luego tejí dos vueltas sin aumentos. Desde la vuelta dieciséis  hasta la veinte, punto abanico (quizás llaméis a este punto de otra manera, pero en casa ha sido siempre abanico).

Para finalizar, tres vueltas más en punto bajo.

Es importante forrar el bolso. Esta fase siempre es la más engorrosa para mí, porque siempre se me resbala el tejido. El mejor consejo que os puedo dar si os pasa lo mismo es PACIENCIA.

El toque final lo pone un asa con cuentas de cristal. Se puede este paso, sustituirlo por un asa tejida o de cualquier otro material. Espero que os haya gustado.

Saludos y ¡feliz crochet!

lunes, 20 de octubre de 2014

El cuerpo humano visto como nunca

El cuerpo humano, tan misterioso como fascinante. Se han grabado muchos documentales para mostrarnos su funcionamiento. Las enciclopedias están repletas de información sobre el mismo. Los manuales nos ayudan a desentrañar los más pequeños detalles. Pero, ¿habías visto alguna vez su interior de una manera tan original? Si te pica la curiosidad, no te pierdas cómo han mostrado algunas tejedoras y tejedores algunas partes del cuerpo humano. Así somos, según su talentoso punto de vista.

"El soporte"

 Este es el esqueleto más impactante que he visto nunca.

Tejido con dos agujas

Aquí el tejedor reproduce algo más que huesos. Es muy realista.


Órganos vitales
Cerebro, hígado 









Corazón (NOTA ENERO 2016: el enlace original no funciona).



Ojos
Creo que Haníbal Lecter tenía uno bote igual (NOTA ENERO 2016: el enlace a la fuente original no funciona. En cuanto se resuelva el problema, incluí´re el enlace correcto).


Imprescindible para masticar sin problemas

Muelas
Esta no es la cara que se queda cuando voy al dentista.



Y acabo donde todo empieza

Con uno espermatozoide muy simpático...


...de visita






Si has tejido algo parecido, compártelo. Me encartaría conocer tu trabajo.

                           Saludos y ¡feliz crochet!

jueves, 16 de octubre de 2014

Mi versión de las botitas Converse de crochet para bebé

Después de ver lo bonitas que son las botitas para bebé tipo Converse, he decidido tejer unas para la sobrina que viene de camino. He seguido el patrón de Lanas y Ovillos con algunas modificaciones, que  os muestro a continuación (gracias a Lanas y Ovillos por permitirme compartir sus esquemas).

Si no habéis tejido nunca una botitas de bebé, recomiendo paciencia. No son muy difíciles de tejer, pero es mejor cierta práctica con el ganchillo, y sobre todo, es importante leer las instrucciones antes recomenzar el trabajo. Alguna que otra vez me he puesto a tejer conforme voy leyendo el patrón y a veces he tenido que deshacerlo todo porque lo he malinterpretado.








Materiales necesarios:
Hilo blanco, negro y rosa (u otro color) del número 3 y aguja del mismo número.
Tijeras.

Comenzamos a tejer:

En color blanco tejemos la suela siguiendo el gráfico de Lanas y ovillos.



Una vez terminada la suela, empezamos la siguiente vuelta con una cadeneta y tejemos dos vueltas con puntos bajos o medios puntos.

Para el empeine, contar desde el centro de la parte delantera de la suela hacia la derecha 9 puntos y enganchar el hilo allí.
Empezar con 3 cadenetas, 1 vareta, 1 disminución, 1 vareta, 2 disminuciones, 1 vareta, 2 disminuciones, 1 vareta, 1 disminución, 2 varetas. Cerrar con una cadeneta.
Enganchar el hilo en la tercera cadeneta del inicio de la vuelta anterior. Hacer 3 cadenetas. Sin terminar de cerrar los puntos (los cerraremos todos de golpe al final) hacer 3 varetas, 7 varetas dobles y 2 varetas. Cerrar todos los puntos a la vez.


 Las líneas negras típicas de las Converse se realizan del siguiente modo: engancha el hilo en la última vuelta de varetas  y teje con puntos deslizados, excepto en la parte del empeine. La segunda línea negra se teje con puntos deslizados alrededor de toda la bota en la última vuelta de puntos bajos.

También queda bonito tejer estas líneas en el color de la botita. Yo he elegido el negro porque las Converse originales las llevan así.

Lengüeta
En color rosa (o el color que hayáis elegido), teje la lengüeta. Las varetas se pueden sustituir por puntos bajos. En ese caso, debes doblar el número de vueltas, como he hecho yo.




 Deja un hilo largo para coser la lengüeta.





 Para hacer el lateral engancharemos el hilo en la parte izquierda de la zapatilla, justo en el punto donde está la última vareta. Empieza con un cadeneta y teje en punto bajo alrededor de toda la bota hasta llegar al otro lado del empeine. Repite hasta tener ocho vueltas. Termina con una vuelta de puntos deslizados.

Para el adorno,  en color blanco.
1. Anillo mágico de seis puntos.
2. Un aumento en todos los puntos. Deja un hilo largo para coserlo en el lateral.
Borda una estrella en el color de la botita (aquí debo reconocer que el bordado me ha salido regulero).

El cordón se teje en color blanco con 60 cadenetas si quieres cerrarlas solo con un nudo o 120, si prefieres una lazada para cerrarlas. Yo he optado por esto último.

Saludos y ¡feliz crochet!