Translate

lunes, 23 de mayo de 2016

Recicla un bote de conservas con un poco de ganchillo

Hoy comparto un punto maravilloso para reciclar un bote de conservas: el punto trellis. Es realmente sencillo de tejer.

Lo mejor de este tipo de trabajo es que puedes adaptarlo a cualquier bote y grosor de hilo y tamaño. El frasco de la fotografía mide 10 centímetros de alto y he usado un hilo muy fino. El resultado es un encaje muy delicado, contrarrestado con una lazada de cuerda para un toque rústico.

Este bote quedará muy bien en cualquier rincón de la casa


Pero si usas un hilo más grueso, la labor quedará muy bien.

Instrucciones:

Monta tantas cadenetas como sean necesarias para rodear el bote, pero que quede un poco tirante, así se verá mejor el tejido.  Une los dos extremos con un punto deslizado y haz tres vueltas de medias varetas. A continuación, teje en punto trellis hasta alcanzar la altura deseada.

Para terminar, teje una vareta, una cadeneta, salta un punto, una vareta, una cadeneta. Repite en toda la vuelta. Quedará un pasacintas para encajar la lazada de cierre. En la vuelta final, haz un punto bajo, salta un punto de la vuelta anterior y en el siguiente, haz cuatro puntos bajos en el mismo punto. Repite en toda la vuelta.

Ya solo queda colocar el tejido en el frasco y ajustarlo con un poco de cordel fino. Puedes usarlo como portavelas, para guardar golosinas o lo que quieras.

Espero que el trabajo de hoy te haya gustado.

Gracias por tu visita.