Translate

lunes, 14 de noviembre de 2016

Cómo elegir un nombre para tu patrón

Después de más de dos años escribiendo en el blog, he comprobado la importancia de elegir un nombre que despierte interés, no solo para el título del de la entrada, sino también para el patrón de tu trabajo (aunque la mayoría de las veces suelen coincidir). Existen muchas páginas y blogs sobre tejido (a dos agujas, ganchillo, bolillos, frivolité...) y es importante captar la atención de tus potenciales lectores  con un nombre llamativo y fácil de recordar.

En internet hay muchos consejos para elegir un títul oadecuado para una entrada de tu blog, y así atraer lectores y conseguir un buen posicionamiento SEO, pero hay menos información para encontrar el nombre adecuado a un patrón. Crearlo no es un trabajo fácil. Haces, deshaces, redactas, dibujas un gráfico... y después de todo esto ¿cómo lo llamamos?

Lo más fácil es un nombre descriptivo, es lo que yo suelo hacer. Sin embargo, es complicado sobresalir entre tantos trabajos con nombres parecidos o iguales. El chal de la foto lo llamé simplemente "chal punto trellis", pero... ¿y si me hubiese atrevido a ponerle un nombre más original?, como "chal Bovary en punto trellis" (es solo un ejemplo).



Tras un poco de investigación y largas charlas con otras tejedoras, he comprobado que merece la pena invertir un poco de tiempo en buscar un buen nombre para tu patrón. No siempre será fácil, pero podemos intentarlo.

Tened en cuenta que el nombre tampoco lo es todo. Siempre serça conveniente redactar una pequeña introducción para "calentar motores" y hacerlo más apetecible, como una breve descripción de la labor, si hay un paso especialmente difícil, cómo se teje (dos agujas, ganchillo...), posibles variaciones, etc. Cuatro o cinco líneas serán suficientes. Bueeno, a veces serán necesarias unas cuantas más. Da igual si el patrón es de pago, en formato PDF o gratuito. Todo para hacerlo más fácil a las futura tejedoras.

¿Dónde buscamos la inspiración  para nombrar  nuestros patrones? A veces los encuentras de la manera más inesperada: tu hijo dijo un nombre gracioso, recuerdas trabajos de la abuela, paseas y ves un objeto que te recuerda tu labor...

Si no quieres dejarlo al azar te propongo buscar inspiración de la siguigente manera:

1. Usando nombres de lugares (calles, ciudades, accidentes geográficos...).
2. Canciones o películas. Un verso o una frase memorable puede encajar en ese patrón en el que tanto has trabajado.
3. Personajes históricos o famosos. Algunos bolsos, por ejemplo, tienen nombre de actrices que los hicieron famosos. Pero ten cuidado con los derechos de imagen y de autor. Si usas, por ejemplo, Sonia Rykiel, tendrás un problema, porque era además de diseñadora, Sonia Rykiel es una marca comercial muy conocida de prendas de punto. Aquí hay que andarse con cuidado.

Una vez que tienes posibles nombres, siempre conviene hace una búsqueda en internet para ver si hay muchas coicidencias con tus elecciones. Puedes hacer una búsqueda general en Google, pero quizás haya demasiadas páginas no relacionadas con el tejido y desnimarte. Es más preciso utilizar redes sociales para tejedoras como Ravelry o Pinterest para una pequeña búsqueda. Si encuentras más de diez nombres como el tuyo, olvídalo y busca otro.  Si es el mismo nombre en una prenda diferente a la tuya, no hay mayor problema. Lo importante es que el nombre de tu patrón resulte atractivo.



Una vez que tienes los posibles candidatos piensa en tu audiencia. Un nombre en inglés puede tener diferentes significados en según qué país (palabras que se escriben exactamente igual pero con significados distintos en otros idiomas). Con el español sucede lo mismo, en España pollera significa 'mujer que cría o vende pollos', en muchos países de América es una 'falda'

Generalmente escribimos un patrón para lectores de nuestra propia lengua, pero si optas por atraer tejedores de otros idiomas, un traductor o dicionario te ayudará en este tema. Lo más importante es elegir un nombre que no sea un insulto o una grosería en otro idioma o tan complicado de pronunciar que la gente abandone.

Como ves, elegir un adecuado nombre es una buena estrategia de marketing  para que las tejedoras y los tejedores elijan tu patrón y lo recuerden.

Y después de todos estos consejos, recuerda que una buena foto también ayuda y mucho.

Gracias por tu visita.